Juan Bernardo Montesinos Ramírez (Investigador Analista de productos y servicios)

by promotores on 28 abril 2009

Avance “Modelando el Presente” El Drama Humano

El Drama Humano son los 4 millones de parados y las 8 millones de personas de sus familias directas afectadas en situación precaria, desahucio o quiebra.

De puntillas, se habla de los más de 3 millones de autónomos, profesionales liberales, comerciantes, diversos empresarios y sus familias en igual situación que los anteriores.

Apenas se menciona la ansiedad y otros daños colaterales de la inmensa mayoría del resto de la población en situación incierta de estabilidad laborar, económica y familiar.

La mayoría de los jubilados también sufren por la precariedad de sus ingresos y la ansiedad de inseguridad, añadir, las consecuencias directas, que también sufren los niños y jóvenes por la situación y actitud de los mayores, se puede asegurar una situación sombría a corto y medio plazo para la inmensa mayoría de consecuencias imprevisibles.

En resumen, casi el 65%, en torno a 30 millones de personas del total de 47 millones en España, estamos sufriendo directamente El Drama Humano, con múltiples consecuencias y secuelas de actuaciones de violencia, agresividad, intolerancia, vejación, humillantes, quiebras de personas, familias, hogares, comercios, fábricas, atracos, robos de toda naturaleza y orden, embargos, subastas, liquidaciones o simples abandonos a la intemperie y perdidas de cualquier bien, y así seguido un largo etc.
El Espejismo del Edén

Lo fundamental es, que el modelo económico y social que disponemos ya no sabemos que es, siendo cualquier cosa en proceso pendiente de definir, que nadie se atreve a predecir nombrar o intentar explicar razonablemente como puede ser.

El caso es, que nos hemos perdido y no hay camino o modelo alguno definido alrededor que nos muestre hacia dónde ir o seguir, salvo que queramos estrellarnos colectiva e individualmente, al ritmo y medida de las fuerzas de cada cual.

En medio del desierto rodeado de arena, en mar abierto sin tierra a la vista o en cualquier punto del centro del polo norte o sur, sin apenas provisiones, mapas, brújula o punto y guía de referencia, difícilmente se puede intentar ir a ninguna parte.

La realidad es, que nos encontramos en medio de la nada, viendo alrededor el Edén en forma de espejismo, al que aparentemente nos dirigirnos y no logramos casi nadie alcanzar por más que andamos y nos esforzamos la inmensa mayoría.

No sabemos cómo podemos ir, ni a cuál parte, donde sea, dirigirnos sin error, tampoco somos capaces de anticipar, saber, ni intuir siquiera, si razonablemente llegaremos.
Los Oasis

El Edén pues, deberá de esperar como una entelequia y los dispersos Oasis parecen difíciles de alcanzar razonablemente por la mayoría, así, si los gobernantes no ponen remedio, tendremos que conformarnos con el espejismo y el aroma de su cercanía.

En general y en la práctica, sobra casi de todos los bienes y productos de primera necesidad, y de todos los demás.

Al menos 3 millones de personas, necesitarían por diferentes motivos una vivienda acorde a sus posibilidades y preferencias, ya sea de las 700.000 que ya están construidas vacías, en torno a 150.000 paralizadas sin terminar, por quiebra, fuga del constructor o simple estafa, y al menos hay 2 millones de viviendas infrautilizadas o de escasa ocupación en diferentes zonas más o menos distantes a los lugares urbanos de residencia habitual y trabajo. Dejando al margen las disponibles de alquiler, veraneo y las antiguas en deficientes y homologables condiciones de habitabilidad.
Dónde, cómo y cuándo

Malo es no saber a dónde queremos ir.

Mucho peor es, no saber dónde estamos, cómo hacer para solucionar cómo estamos e intentar definir y aproximarnos adonde, no sabemos queremos ir.

Multitud de organismos, entidades y autores, han ofrecido todo tipo de explicaciones y argumentos, condicionados en su inmensa mayoría, de los síntomas de cuanto sucede, y muy parcialmente, de las causas que han provocado la situación actual globalmente y en diferentes zonas, localizaciones y países.

Desde septiembre del año 2008 hasta la fecha, finales de abril del 2009, diferentes propuestas y actuaciones dispersas, sin aparente coordinación, han supuesto un abultado y creciente endeudamiento de los estados a cargo de los contribuyentes, con el único y dudoso resultado de mantenimiento del sistema financiero bancario y una muy leve cobertura social.

De momento, la escalofriante factura de lo gastado, más, las facturas que faltan por llegar de cuanto hay que gastar e invertir, simplemente son, impagables, en esta y en la próxima generación, con el actual manual que disponemos de modelo de organización económica social o cualquier otro asimilable al uso.

Si los estados en general, ya se han endeudado y contraído obligaciones por el equivalente al 8% del PIB y estimaciones prudentes, indican como necesario, un endeudamiento, como mínimo, en torno al 20/25% del PIB global, para restituir el proceso normal productivo de oferta y demanda, sin contar, con la renovación y salto tecnológico necesario, de multitud de industrias y sectores, que necesitan cambiar sus productos por consumir combustibles no renovables, resulta que, las necesidades financieras se acercarían al 40/45%, aparte la inversión que cada habitante tenga que realizar para sustituir los nuevos productos.

Así, las facturas resultantes, ya sean para los estados o ciudadanos, simplemente son inabordables e imposibles de asumir dentro del muy limitado sistema y modelo actual, totalmente desbordado en el tiempo y el progreso en todos y cada uno de los diferentes aspectos, salvo en parte del sistema financiero bancario que, en adelante, sufrirá su segura transformación y 2ª crisis por la menor actividad financiera y la adecuación a la situación, agrupándose diferentes entidades, cerrando oficinas y despidiendo a miles de empleados, que dicho sea de paso, ya sobraban al final del siglo pasado, así, con más ayudas e instrumentos a medida, mantendrán aparentes resultados y la estructura básica hasta esperar a ver qué y cómo se hace en lo demás.

Mientras tanto, con diferentes procedimientos e instrumentos, se intentará cierta cobertura social en las empresas e industrias que suponen millones de empleos, pero el problema es, que si no hay demanda no se puede producir y si las máquinas se paran se oxidan y tampoco es razonable incrementar las existencias que caducan y se estropean.
Visión y Propuestas en España

Recientemente ha habido diferentes actitudes y propuestas sobre la situación de la economía en general, reforma del mercado laboral, el problema inmobiliario y un largo etc. en España, desde Organismos internacionales, pasando por organizaciones políticas, empresariales, sindicatos, organizaciones o colectivos profesionales, hasta individuales a título personal.

El PP, con vocación partidista excluyente, pura demagogia, generalidades sin compromiso ni soluciones concretas, la CEOE y otros, proponen el despido libre, la flexibilización en la práctica y al tiempo solicitan ayudas de toda naturaleza y orden del estado sin asumir compromisos, un centenar de los mejores economistas y académicos de este país, realizan la Propuesta para la reactivación laboral en España en base a los condicionantes actuales del modelo indefinido económico social, en el artículo publicado en El País Reformas y contrarreformas se dice que, “Los cambios deben comportar sacrificios compartidos: que no cargue con sus consecuencias sólo una parte de la población” y desde el Gobierno, el Sr. Zapatero se reafirma en que, el tratamiento social es lo prioritario, sin que explique y diga cuál va a ser el modelo socio económico a diseñar y a dónde y cómo se quiere que vayamos, y tampoco se dice en dónde estamos, salvo por evidentes consecuencias a la vista de cualquiera.

A título personal, puedo intuir multitud de pensamientos, que coinciden plenamente en cuanto pienso y llevo tiempo exponiendo, desde diferentes perspectivas y autores, Juan Carlos Rodríguez Ibarra en El País, realiza desde una actitud honesta y sincera que le honra como ser humano inteligente, una exposición certera, valiente y reveladora, que seguro, coincide con otros que no exponen públicamente. Lo revelador para la audiencia es, que desde lo alto, (ha sido presidente de la Junta de Extremadura), posiblemente libre de seguras servidumbre del poder, ha realizado una reflexión pública que revela implícitamente, además de un amplio y valioso pensamiento subyacente, que el gobierno es conocedor y sabedor de la situación actual, de cuanto viene y posibles actuaciones.

En verdad, no se puede justificar a que espera el gobierno para actuar con determinación, siendo que es conocedor y sabedor de propuestas como la indicada anteriormente y de otras en similar dirección y sentido que seguro dispone, inclusive la presente y otras enviadas anteriormente con acuse de recibo automáticas y alguna personalizada del Asesor del Gabinete de la Vicepresidenta.

Los daños y sufrimientos ya causados son irreparables y el tiempo perdido es irrecuperable, no se puede pensar ni entender, que calendarios electorales, servidumbres ideológicas u otras causas o razones las que sean, prevalezcan por encima del interés general mayoritario en afrontar y actuar con determinación sobre el Drama Humano de la inmensa mayoría de los ciudadanos en España y en el resto del Mundo, sin discriminación alguna la que sea, como mantienen ciertos gobernantes, dirigentes u organizaciones en intención e ideario sectario y excluyente.
Resumen Final y Actuación Nuevo Modelo

Con lo anterior, la alternativa es clara y evidente, se necesita diseñar y configurar un nuevo modelo socio económico en orden de prioridad y facilidad de integración que mejor proceda, siendo independiente el ámbito geográfico en que se inicie, actúe y se adhieran otros gobiernos y naciones en bien actuar para la Humanidad.

Se debería intentar y procurar la armonización y sustitución de cuanto tenemos, proporcionando la plena ocupación con actividades educativas, formativas y sociales de los actualmente desocupados y los nuevos que se añadirán, considerando como una inversión los recursos económicos que se habiliten y dispongan al efecto.

Es esencial, recuperar la autoestima, motivar, promover e incentivar lo mejor de cada persona en bien de uno mismo y de los demás. Con la libre intención y firme compromiso es posible.

En tanto se pueda actuar y aplicar, como mejor proceda, el nuevo modelo socio económico, se priorizaría la plena ocupación, armonizando la oferta y demanda de necesidades básicas homologables, anticipando las necesidades de oferta y demanda en general y las nuevas necesidades a crear conforme evolucione la situación y entorno.

Lo esencial somos las personas como seres Humanos y la conservación de la Naturaleza, por encima de cualquier condicionante ideológico o actitud incivilizada como seres inteligentes.
Cumplida en parte mi obligación con este avance, seguiré con la realización de «Modelando el Presente» que tan pronto finalice la primera parte publicaré aquí libremente.
 
Juan Bernardo Montesinos Ramírez
Investigador Analista de productos y servicios
Independiente
http://modelandoelpresente.blogspot.com/